Tarde

Hoy me he dado cuenta que es tarde. Tarde para volver a cualquier pasado. Tarde incluso para borrar todas las palabras que hablan de ti. Tarde para decirle a mis dedos que deberían estar en otros cuerpos y no en tu recuerdo. Hoy me he dado cuenta que las cicatrices emborrachan y que las palabras tienen fecha de caducidad. Pero aunque lleguen tarde, las sigo sintiendo igual. Yo lo que quiero es que tu boca esté en mis labios, para que diga lo que quiera. Y lo que quiera, sea yo. Quiero ir de tu mano para apartar cada piedra del camino. Que le demos la vuelta a cada esquina que se nos cruce. Quiero sentir el frío todas las noches que me faltes. Que te quedes sin voz en mi ducha. Quiero escribir un libro en tu espalda. Dedicarte cada uno de los puntos por dejar en coma a cada uno de mis miedos. Quiero verte llegar. Que no quiera parpadear, que mirarte sea el décimo arte. Quiero que te lo imagines. Que sepas por un momento que sería capaz. Y es que he memorizado las arrugas de tu nariz cuando sonríes. Ya sé que nada sabe mejor que tus besos. Te ofrezco aquello que nunca recuperaré para ganarle la partida a todo aquello que dejamos escapar. Y aunque sea tarde, quiero que recuerdes que te quise, que sepas que te quiero.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s